Lunes, 23 de Noviembre de 2020 | 10:17
Comercio Exterior

Promoción del Comercio Exterior, nuevo gabinete, nuevas esperanzas

Las exportaciones argentinas, que ya habían perdido terreno, terminaron de caer a partir de la pandemia por el Covid-19. Para que el país comience un camino de crecimiento, es fundamental que nuestras exportaciones sean prioritarias en las políticas de gobierno.

Por Juan Cruz Miñones. Asesor en Comercio Exterior.
https://www.linkedin.com/in/jcminones/
juancruzminones@gmail.com

 En este sentido, el mes pasado, se creó el Gabinete de Comercio Exterior presidido por Santiago Cafiero y conformado por el titular del Ministerio de Economía, Martín Guzmán; de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Felipe Solá; de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra; de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Juan Cabandié; del Banco Central de la República Argentina, Miguel Pesce; la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca y con la participación del subsecretario de Relaciones Financieras Internacionales para el Desarrollo de la Secretaría de Asuntos Estratégicos, Christian Asinelli. El primer encuentro se llevó a cabo el pasado 10 de agosto en la Casa Rosada, donde realizaron un repaso de todas las opciones para lograr el aumento de las exportaciones Argentinas.

 

Según remarcó Felipe Solá, necesitamos “aumentar las exportaciones para que la Argentina no vuelva a tener el clásico problema de angustia en la balanza de pagos”. El objetivo del gobierno será fomentar las exportaciones, no solo de productos agrícolas, sino de productos con mayor valor agregado y avanzar en la búsqueda de nuevos mercados.

 

Algunas de las medidas que el mercado viene reclamando como necesario, para que las exportaciones crezcan, es la reducción o eliminación de las retenciones a la actividad industrial y al agro, y el aumento de los reintegros de exportación. Necesitamos tener una economía estable y previsible, y para lograrlo necesitamos el esfuerzo unívoco de nuestro socio en las ganancias, el Estado. También, y una vez más, el esfuerzo de las PyME que deberían asumir riesgo apostando a la inversión.

 

Como he comentado en otros artículos, siempre escuchamos que Argentina es un país exportador, cuando la realidad es que apenas el 5% de nuestras empresas son exportadoras. Si queremos serlo de verdad, tenemos que trabajar mucho en este sentido. Pero las PyMEs necesitan el apoyo del Estado, ya que son ellos quienes tienen el alcance y la envergadura para promover las exportaciones argentinas. Algunos obstáculos que enfrentamos, son nuestros vaivenes económicos y nuestra inestabilidad política, económica, social, etc.

 

 

Medidas necesarias para crecer en Exportaciones

Según una entrevista que dio Felipe Sola, el Gobierno evalúa un plan para lograr exportaciones por U$D 85.000 millones para el 2022. Para esto, están teniendo en cuenta una serie de medidas que si bien se desconocen cuáles son, sabemos que en este momento se están delineando medidas revolucionarias, pero hay un gran hermetismo en cuanto a los detalles.

 

Tenemos algunas herramientas, programas y medidas para promover nuestra internacionalización, algunas están vigentes, otras no.

 

Comenzando con las medidas que los profesionales en comercio exterior estamos reclamando, la primera que se cruza en mi mente son las retenciones a las exportaciones, dado que se trata de un impuesto a la exportación de mercaderías y servicios. No solo es distorsivo del precio de exportación y es un impuesto más de nuestra estructura impositiva, al ser utilizado como fuente de recursos para el estado, estos se derogan, vuelven a colocarse, aumentan o reducen. Esto distorsiona cualquier estrategia de precios hacia el exterior y ensucian nuestra imagen como país exportador. Noten que no estoy hablando de la ganancia o pérdida del exportador, sino de la estrategia como país. Cuando en el 2018 volvieron las retenciones al 12%, implicó para los nuevos contratos un aumento del 12% del precio en U$D. Para el resto del mundo eso sería la inflación de aproximadamente 5 años; así de espantoso se ve como política exterior. Pero para los exportadores que ya tenían contratos de suministro para todo el año, implicó una pérdida o reducción de ganancias importante. Las retenciones deberían eliminarse, si queremos realmente promover nuestro COMEX. Como contrapunto, tenemos los reintegros de exportación, que son un estímulo que el fisco establece con el ánimo de incentivar las exportaciones. Ambas coexisten, es decir que hoy pagas una retención del 5% pero percibís un reintegro del 5%. Si bien el campo exporta productos primarios, castigándolos con una retención del 30% se consigue todo lo contrario de lo que realmente se persigue, ingreso de divisas.

 

Otra medida necesaria es la simplificación del comercio, herramientas ya vigentes y en crecimiento como la VUCE y la TAD son de gran ayuda. Eliminar obstáculos regulatorios innecesarios para los exportadores, e incluso para los importadores. Como ya comenté en otros artículos, nuestras exportaciones tienen un alto porcentajes de insumos importados, cerca del 30%.

 

No es algo que vayamos a verlo en el corto plazo, lo importante es observar avances y desplazarnos hacia la estabilidad y la previsibilidad necesaria para crear confianza internacional.

 

Sin entrar en mayor detalle, la alta y complicada carga impositiva que soporta nuestra producción es una de las causas de fuga de capitales de inversión. Países como Uruguay, busca captar estos capitales ofreciendo una exoneración del impuesto a las Ganancias por 10 años. Otros países como Paraguay, hace tiempo tiene interesantes incentivos a la inversión externa con muy buenos resultados.

 

En ese momento, creo que la medida que más se contrapone a una eficiente promoción de las exportaciones, son las estrictas regulaciones cambiarias que restringe las importaciones y complejiza todo el proceso de internacionalización. El tipo de cambio que se aplica a las exportaciones está lejos del precio de mercado de la moneda extranjera. Por otro lado, la obligación de ingresar por intermedio de los bancos es prohibitivo para un pequeño productor en crecimiento. El tipo de cambio oficial, respecto al valor que se logra por otros medios como el contado con liquidación, desalienta el espíritu exportador o alienta a buscar mecanismos para evitar ingresar divisas. Es importante remarcar que, aunque se cobre por fuera del mercado cambiario, las PyMEs ingresan las divisas y necesitan ingresarlas porque las necesitan para producir.

 

 

Herramientas y programas de exportación actuales

En este momento el Gobierno está lanzando el Programa Federal de Asistencia Técnica, de la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional (AAICI), que permite a las PyMEs acceder a una consultoría profesional a medida para el diseño de su propio plan de internacionalización. Dentro del programa, somos más de 100 profesionales en Comercio Internacional de todas las provincias, que estaremos abocados a asesorar personalmente a empresas PyMES. Inicialmente este programa estaba pensado para ser lanzado en los primeros meses del año, pero la pandemia los postergó. La primera tarea de la AAICI fue dar una actualización a todos los profesionales actuantes, en forma de Diplomatura para asegurarse la máxima calidad de nuestro servicio. Contenidos como logística, finanzas y marketing internacional fueron algunos de los temas centrales de la Diplomatura, dictada por reconocidos profesionales del área en el campus de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora. En estos primeros días de septiembre, comienza la convocatoria a las empresas interesadas a recibir la asistencia técnica.

 

En julio, la Secretaria PyME, reactivó el Programa Expertos PyME, por intermedio del cual el Ministerio de Desarrollo Productivo cubre parcial o totalmente los honorarios de los profesionales que asesoren a las empresas. En esta ocasión, mediante la Res 63/2020, consiste en un reembolso de hasta el 100% de los gastos asociados a proyectos de capacitación para el personal de las MiPyMEs, presidente, vicepresidente y/o socios gerentes, a través de un bono electrónico aplicable al pago de impuestos nacionales. Asimismo, el Programa contempla las modalidades cadena de valor para la promoción a partir de una empresa cedente de actividades de capacitación que beneficien a Pymes y/o emprendedores/as relacionados/as, también la modalidad “Capacitación asistida para La Promoción de grupos asociativos MiPymes” para la generación de asociatividad entre MiPyMEs y la modalidad “Infraestructura para el Desarrollo Regional” que contempla la adquisición de equipamiento y adecuación del espacio para instituciones intermedias de apoyo Pyme. El objetivo de este programa no es solo que asesoremos a las empresas, sino que trabajemos para que incorporen los conocimientos -nuestra asistencia es por un periodo limitado- y luego  puedan continuar la actividad por su cuenta sin la necesidad de la asistencia del Programa y de manera efectiva. En esa versión, tienen prioridad los proyectos de internacionalización y de perspectiva de género. El porcentaje que cubre depende del tamaño de la PyME, según el certificado PyME que debe estar vigente y de ciertos parámetros que suman 5% cada uno, como ser si es sobre un área temática estratégica o si en el proceso suman a un pasante.

 

Regresa las ya reconocidas ANR (ayudas no reembolsables) de la mano del PAC (Programa de Apoyo a la Competitividad de las MiPymes). En una primera etapa, lanza este llamado específico convocando a la presentación de proyectos para la reactivación productiva, con la finalidad de apoyar el desarrollo de las pymes industriales argentinas, mediante asistencia técnica en tecnologías de gestión a través de la adopción de la metodología Kaizen y tecnologías asociadas (KAIZEN 4.0). El Programa KAIZEN-TANGO es un concepto japonés, que se inició en Argentina con el objeto de mejorar la calidad y la productividad de las empresas argentinas a través de la aplicación de las metodologías japonesas de gestión productiva. Es a partir de los buenos resultados e impactos obtenidos en las empresas piloto participantes, que se considera conveniente replicar la experiencia en una cantidad mayor de empresas. Las empresas elegibles serán las MiPyMEs, hasta “Medianas tramo I” inclusive, de acuerdo con la categorización en el registro PyME.

 

Otro programa que sigue vigente, y según tengo entendido están por relanzar con nuevos parámetros, es la plataforma Exporta Simple. Este programa lanzado en diciembre 2017 es una plataforma logística que le permite a los pequeños productores realizar exportaciones de forma simple. Está acotado a operaciones no mayores a U$D 15.000 por embarque y a productos que no requieran intervención de terceros organismos. Asimismo, goza de algunos beneficios como ser el mayor plazo para ingresar divisas (365 días), está exceptuado de las llamadas retenciones a la exportación, cuenta con reintegros como las exportaciones tradicionales y una excepción a la intervención del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV) para exportaciones de hasta 100 litros de vino. Por último, no es necesario estar registrado como Exportador/Importador en Aduana y la carga de las operaciones se hace 100% desde el portal de Exporta Simple, teniendo en el momento la cotización de la exportación. Aun tiene una gran desventaja, los costos que nos pasan las empresas Courrier, que son las únicas que participan, nos dejan fuera de competencia. Está previsto que se incorporen Correo Argentino y Aerolíneas Argentinas, lo cual sería muy beneficioso para el programa ya qué competiría directamente con los Courriers.

 

Tengo la esperanza de que vayamos a hacer las cosas bien, que podamos aprovechar estos programas en forma seria y responsable, pensando en el futuro de nuestra querida Argentina, para que podemos salir realmente adelante y volver a ser la potencia que supimos ser, de la mano de nuestras exportaciones.

 

 

Revista Desafío Exportar

Fuente: www.NetNews.com.ar

DEJE SU
COMENTARIO

0 comentarios

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

campos obligatorios

Si esto no es un cepo…

Si esto no es un cepo…
COMENTAR
COMPARTIR

Para los que hemos vivido el corralito y corralón del 2001, el cepo al dólar del 2012 y tantas otras situaciones en nuestro mercado financiero y de divisas, escuchar la palabra CEPO tiene una carga emotiva muy alta. 

NOVEDADES | 16.11.2020

10 Hechos sobre Ciberacoso

10 Hechos sobre Ciberacoso
COMENTAR
COMPARTIR

“En pandemia millones de jóvenes online permanecen hiperconectados. Los agresores esconden fácilmente su identidad y se cuentan por millones. Es importante entender que el mundo digital atraviesa la vida de los niños y niñas y ser conscientes de los riesgos devenidos del uso de los dispositivos”, sostiene en base a datos propios, Gabriel Zurdo, CEO de BTR Consulting, especialista en ciberseguridad, riesgo tecnológico y de negocios.

NOTICIAS BREVES