Martes, 27 de Octubre de 2020 | 18:01
Turismo

La empresa de cruceros Carnival anunció una profunda reestructuración

Como consecuencia de la crisis desatada por el COVID-19 en el sector de turismo, la empresa de cruceros más grandes del mundo presentó un programa de reducción de flota, acelerando los tiempos previstos en su programa anterior y retrasando la adquisición de barcos en construcción.

El Presidente y Director General de Carnival Corporation & plc, Arnold Donald, señaló: “Estamos realizando la transición de la flota y dimensionando correctamente nuestras operaciones en tierra. Ya hemos reducido los costos de operación y hemos reducido los gastos de capital también en los próximos 18 meses”. Hemos asegurado más de 10.000 millones de dólares de liquidez adicional para sostener otro año completo con flexibilidad. Hemos eliminado agresivamente los activos mientras aplazamos activamente las entregas de nuevos buques. Estamos trabajando con ahínco para reanudar las operaciones, al tiempo que servimos a los mejores intereses de la salud pública a través de consultas con expertos médicos y científicos de todo el mundo”.

 

Con esta agresiva reestructuración la empresa piensa volver a los niveles de capacidad previos al COVID19 no antes del 2022.

 

Como parte de la reestructuración comercial de la compañía, Arnold Donald declaró además que la compañía estaba completando nueve eliminaciones de buques, tres más de los anunciados previos a la pandemia. Además se espera que 13 barcos abandonen la flota en los próximos 90 días quedando reducida su flota de 104 cruceros antes de la pandemia, en un 9% dentro de los próximos 90 días.

 

Históricamente, Carnival vendía de tres a cuatro barcos al año buscando eliminar los barcos que producían los retornos más bajos y la satisfacción de los pasajeros. Por lo general, eran los barcos más antiguos de la flota. Recientemente, la compañía dijo que estaba trabajando en seis disposiciones, anunciando las dos primeras como la venta de Costa Victoria de Costa Cruceros, que fue construida en 1996 y será desmantelada en Italia, y Oceanía de P&O Cruise, que fue construida en 2000 y actualmente se encuentra en camino a Grecia, donde se cree que fue vendida para futuras operaciones.

 

La empresa también reprogramó sus nuevas entregas de cruceros para retrasar la introducción de capacidad. Solo recibirá dos cruceros en 2020 y tres en 2021, nueve barcos menos de los programados anteriormente.

 

La pausa en las operaciones de los pasajeros sigue teniendo efectos negativos importantes en todos los aspectos de la actividad de la empresa. Cuanto más tiempo continúe la pausa total o parcial en las operaciones con pasajeros, mayor será el impacto en la liquidez y la posición financiera de la empresa que espera continuar con las pérdidas hasta la segunda mitad del 2020.

 

Dentro del plan anticrisis se ha realizado un recorte importante es gastos de publicidad, aunque han alentado una agresiva política de marketing - en todas las compañías de cruceros- con la finalidad de apoyar la confianza de los clientes en la realización de nuevas reservas. Los incentivos varían entre las distintas compañías y van desde créditos a bordo, depósitos reducidos o reembolsables, créditos de crucero futuros mejorados (“FCC”) o la elección de un reembolso en efectivo.

 

A pesar de los esfuerzos la compañía continúa viendo la demanda de nuevas reservas para el 2021. Al 31 de mayo de 2020, los depósitos de los clientes eran de 2.600 millones de dólares, la mayoría de los cuales son de viajes para el tercer y cuarto trimestre del 2021.

 

Fuente: www.NetNews.com.ar

DEJE SU
COMENTARIO

0 comentarios

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

campos obligatorios

Se necesitan empresarios

Se necesitan empresarios
COMENTAR
COMPARTIR

“Aún haciendo a un lado la inestabilidad debida a la especulación, hay otra inestabilidad que resulta de las características de la naturaleza humana: que gran parte de nuestras actividades positivas dependen más del optimismo espontáneo que de una expectativa matemática, ya sea moral, hedonista o económica. Quizá la mayor parte de nuestras decisiones de hacer algo positivo, cuyas consecuencias completas se irán presentando en muchos días por venir, sólo pueden considerarse como el resultado de los espíritus animales-de un resorte espontáneo que impulsa a la acción de preferencia a la quietud, y no como consecuencia de un promedio ponderado de los beneficios cuantitativos multiplicados por las probabilidades cuantitativas” (J.M.Keynes).

NOTICIAS BREVES
MEDIO AMBIENTE | 05.10.2020

Apagar el fuego es urgente, prevenir los próximos incendios una necesidad y restaurar las áreas quemadas una obligación.

Apagar el fuego es urgente, prevenir los próximos incendios una necesidad y restaurar las áreas quemadas una obligación.
COMENTAR
COMPARTIR

Sin duda, cuando los homínidos comenzaron a dominar el fuego hace más de 1,7 millones de años, la capacidad de nuestros antepasados de controlar a la naturaleza se incrementó y los humanos emergimos como especie dominante. Este dominio, como ocurre siempre, fue en desmedro de los más débiles. Especies animales y vegetales, procesos ecológicos, ambientes, paisajes quedaron atrás al compás del aumento de la población humana, el incremento de sus recursos tecnológicos y económicos y su nivel de consumo. El fuego fue, y en algunos casos sigue siendo, un recurso para calentarnos, protegernos, cazar y cocinar, malear metales, combatir enemigos y habilitar áreas para la instalación de cultivos.

El Banco Mundial y el Consejo Federal de la Hidrovía ¿Quién elaborará los pliegos de la licitación?

El Banco Mundial y el Consejo Federal de la Hidrovía ¿Quién elaborará los pliegos de la licitación?
COMENTAR
COMPARTIR

La licitación para una nueva etapa del dragado y mantenimiento de la hidrovía ríos Paraná-Paraguay es uno de los proyectos de mayor envergadura que tendría que llevar a cabo el gobierno de Alberto Fernández. Los montos de dinero que está en juego suscita todo tipo de teorías especulativas alentadas desde el propio gobierno toda vez que la versión oficial del proyecto es un ruidoso silencio.

AGENDA